El escritor que llevo

El escritor que llevo

Yo no quiero ser Góngora

ni Quevedo, ni Cervantes.

Tampoco el “Romancero Gitano”

de Lorca engalanado.

No pretendo osar con Machado

ni del Duero hacer mi copla.

!Quiero ser pionero!

de talento poco,

( ustedes juzgarán).

Quiero llevar mi poema

mi estilo, mi arrogancia

pero, que no se diga

o chismorree

(que si esto o lo otro)

!Quien lo lea diga, 

me llena o me vacía mi vida!

y dejando mi compañía…

coja papel y lápiz y escriba:

con música y alegria

!lo que su alma le dicte!

“Que el Señor juzgará los actos

cuando pasemos esta vida”.

Espero que con buena nota

porque ,sino qué penita.

Y a ti adorada musa de las letras

que en mi pensamiento siempre llevo

te comparto solo conmigo

y con el que lea mi escrito

que con reverencia pongo

y con amor te digo:

!que yo no soy un poema

sino un verso derramado

que aguarda cada mañana

que en papel se ponga

para luego lectura tuya

o del que quiera lea!.

Que aceptando toda crítica

no quiero ser descortés contigo

pero, no me pongas mala nota

si has leído muchos otros,

que te llevan a la idea,

de que todo el conjunto del verso

o de los escritos míos

ya son parecidos.

Fíjate,

cada mañana,

no es lo mismo,

ayer que hoy

que cada día

trae su propio pensamiento

sus propias alegrías

sus propias penas.

Porque no en balde todos somos

la Cruz que Dios nos dio

unos la convierten en pena

y otros con alegría llevan.

Lo importante como digo:

es,

de la resignación

convertirla en alegría

y esa

con amor

!la vida pasa mejor!

que así la vida pasa

como un suspiro de amor.

No me compares con nadie,

solo,

si quieres contigo

prueba como yo a escribir

y verás

! que alegre sentimiento

que placer más grande!

cuando veas pasar por el papel vacío,

de alegres ruiseñores,

convertidas en aventuras gigantes .

Y es tan extraño deseo

que yo,

por más que lo veo,

!me admiro

de mi mismo!,

cuando antes sin escribir una nota

de un renglón ya había formado

casi mil poemas escritos,

en tan corto tiempo.

!Que seria si hubiera escrito

desde mi juventud tanto.

Ahora no habría en el tiempo

tanto para leerlo.

Que de nada presumo

más ,

de gracia de escribirte

para que invitado mío,

con alegría compartas, (si quieres)

lo que con amor TE escribo.

A ti, quien seas

que no te conozco,

solo en el silencio

del comentario tuyo

cuando me llega 

me admira y veo

Gracias por leerme

compartirme

ser un amigo tuyo

tu lector empedernido

tu sentimiento matutino

tu lectura arrogante

o tu papel en el olvido.

Gracias por buscarme

que yo ,

escucho tu suspiro

tu vacío

cuando dejas de leerme

y tu

maravillosa nota

tu clamor de sorpresa

mi arrogante atrevimiento

mi sentimiento vacío.

Me desnudo cuando escribo

pierdo el temor a la letra

después de todo,

¿Qué es el temor al ridículo?

¿Qué mejor sentimiento?

que sentir tu latido.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s